Una dieta saludable previene el nacimiento de bebés grandes

llevar una dieta saludable durante el embarazoUna investigación australiano encontró que una dieta saludable por sí misma puede supervisar la diabetes gestacional y no pone a la madre bajo riesgo de tener un bebé grande.

La doctora Fatima Vally dirigió el estudio en el Royal Women’s Centro de salud y afirma que los descubrimientos “apasionantes” -publicados en el Journal of Pregnancy- deberían dar confianza a una de cada diez mujeres embarazadas que desarrollan diabetes a lo largo de su embarazo.

“Para las mujeres que controlan su diabetes con dieta, hallamos que no tenían bebés más grandes en comparación con las mujeres que no tenían la afección”, afirmó la doctora Vally.

Las mujeres con diabetes gestacional pueden enfrentar hasta un cincuenta por ciento más de peligro de tener un bebé grande, lo que puede ocasionar dificultades graves como lesiones al bebé y a la madre a lo largo del parto.

“Sabemos que los bebés grandes pueden tener una mayor tendencia a quedarse bloqueados en el trabajo de parto, lo que puede ocasionar lesiones tanto al bebé como a la madre, con lo que es un resultado verdaderamente esencial a observar”, aseguró la doctora Vally.

Los bebés asimismo pueden enfrentar un mayor peligro de niveles bajos de azúcar en la sangre y precisar tratamiento singular tras el nacimiento.

No obstante, una investigación que implica a doscientos dos mujeres con diabetes gestacional llevado a cabo en el Centro de salud Real de Mujeres ha probado que con un asesoramiento dietético conveniente y una monitorización regular de la glucosa en sangre se minimizan estos peligros.

En promedio, estas mujeres dieron a luz bebés tenuemente más pequeños en comparación con las mujeres embarazadas sanas del conjunto de control.

una embarazo saludable para madre e hijoLa doctora Vally afirma que los resultados significan menos visitas al centro de salud a lo largo del embarazo para las mujeres con diabetes gestacional.

“En nuestros días, las mujeres que tienen diabetes gestacional vienen al centro de salud una vez cada 15 días para una visita con un médico obstétrico, como sus visitas con el nutricionista, la enfermera de diabetes y los educadores”, afirmó a AAP.

“No obstante, si su diabetes está verdaderamente bien controlada y no corren el peligro de tener un bebé más grande, podrían proseguir viendo a la comadre o bien al médico de cabecera que por norma general ven, en vez de tener que ir al centro de salud para más ecografías del tercer trimestre”.

El creador primordial y directivo de la Clínica de Diabetes en el Embarazo, doctor Tom Cade, afirma que la investigación muestra que el nutricionista puede ser el profesional de la salud más esencial para estas mujeres.

“Ahora podemos hacer cambios en nuestro enfoque clínico, lo que, para nuestros pacientes, significa menos inducciones y visitas con los obstetras, más ocasiones de ser atendidos por sus comadronas y menos miedo sobre su condición”, afirmó el doctor Cade.

No obstante, apuntó que este enfoque solo sería conveniente para las mujeres que se someten con regularidad a pruebas de glucosa en sangre y que cumplen sus objetivos con una modificación dietética conveniente.

Add a Comment